jueves, 14 de febrero de 2013

San Valentín, un pequeño homenaje

Ya sé que San Valentín tiene un matiz puramente comercial que todo el mundo, de piel para fuera, desprecia, pero yo quiero darle un poco la vuelta.
Hoy en día, casi todas las festividades son aprovechadas para darles un tinte comercial. Difícil escapar a eso. Pero, también, podemos pensar que, al igual que vemos normal que haya un día al año para acordarse de los que ya no están con nosotros, puede haber un día para acordarnos de los que sí están.
En el día a día, todos estamos demasiado ocupados, preocupados o despreocupados (cada uno que se incorpore al grupo que prefiera) para pensar en los que queremos (con pasión, con amor, con cariño, con amistad o, simplemente, por ser). Hoy, el mundo nos lo pone más fácil, hoy, no hay disculpa para no acordarse.
Yo, hoy, aprovecho para dedicarles un minuto a todos los que estáis ahí (más cerca o más lejos). Quiero que sepáis que me encanta estar o ser con todos vosotros y que este es mi homenaje. Muchos, muchos, muchos besos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario